jump to navigation

Historia de una minoría rechazada III marzo 7, 2007

Posted by Closto in Littera, Scholae scripta, Thema gay.
trackback

La homosexualidad en la literatura: autores y obras

En este apartado trataremos el tema de la homosexualidad en los libros y en los autores, es decir, que mediante biografías y citas veremos cómo se vive y cómo se escribe la homosexualidad. Teniendo en cuenta que la tradición literaria homosexual es relativamente cercana o de un período de tiempo de no más de dos siglos, por poner una cifra cómoda, esta sección será más reducida que la historia de la homosexualidad en sí, que nos sirve de base y guía para el resto del estudio.

Tradición ancestral

Es curioso que el primer ser humano al que se le atribuye una condición homosexual es una mujer. Aunque siempre ha habido lesbianas, es más complicado hallar rastros de lesbianismo entre toda la tradición literaria homosexual, que ha sido, por razones históricas, masculina.

Como decíamos, es Safo la madre de toda la tradición homosexual occidental. Las conductas lésbicas que se le reconocen vienen plasmadas en ciertos poemas y en ciertas actitudes que mantenía con sus amigas. Esto no quiere decir que fuese lesbiana en su totalidad. Recordemos que en esa época la homosexualidad era relativamente libre y que ni siquiera había una palabra para definir al hombre que gustaba de relacionarse sexualmente con otros hombres.

De Safo no se guardan muchos testimonios ni mucha información sobre su vida, lo que complica la investigación de su legado, mas parece cierto que mantuvo relaciones homosexuales.

De Safo a Wilde: un salto en el tiempo

Los casi veinte siglos que transcurren desde la caída de Roma hasta el siglo XX es una época oscura para los homosexuales: la homosexualidad es penada y pagada con la vida, toda referencia al sexo es ocultada e incluso prácticas como la sodomía, que aunque muchos la tengan por una práctica casi enteramente homosexual no es cierto en absoluto, estaban tajantemente prohibidas (en referencia a la Edad Media). Pero eso no quiere decir que no se escribiera sobre la homosexualidad. Woods divide la tradición literaria homosexual de la Edad Media en tres partes, siguiendo los pasos de John Boswell:

“While there is an element of truth in all this, it is hardly truer as an overall picture of the age than any grotesque caricature. (It also depends on caricatures of the eras on either side.) In fact, as the magisterical researches of John Boswell have conclusively shown, the many other periods in its production of gay writing as an expression of gay desire. Indeed, Boswell speaks of an “astounding amount of gay literature” emerging from this period, expressive of an “extraordinary flowering of gay love”” .

La tradición homosexual literaria se extendió en el Renacimiento con relativa fuerza, pues algunos, como Michelangelo Buonarotti, ya escribieron sobre el amor de un hombre hacia otro hombre frente hacia una mujer, amor éste que se consideraba más físico y menos espiritual .

Por otro lado, en el renacimiento británico, de la mano de Richard Barnfield, nos llegan poemas que hablan de un paso de la homosexualidad a la heterosexualidad de la noche a la mañana, espontáneamente, después de que el protagonista sufriera una decepción por parte de otro hombre:

“Loues I did the fairest boy,
that these fields did ere enjoy.
Loue I did, fair Ganymed;
(Venus darling, beauties bed:)
Him I thought the fairest creature;
Him the quintessence of Nature:
But yet (alas) I was deceiu’d,
(Loue of reason is bereau’)
For since then I saw a Lasse
(Lasse) that did in beauty passe,
(Passe) fair Ganymede as farre
As Phoebus doththe smallest starre” .

Nos cuenta Woods también que la literatura homosexual va más allá de la poesía y acaba por tomar la novela, género que se creía base para la literatura homosexual. Pero esto queda desmentido a la luz de los ejemplos que hemos propuesto antes.

Comentarios»

1. iem - marzo 8, 2007

Estoy con la química encima, pero sigo guardando el trabajo, me parece muy interesante.
Petonàs¡

2. Closto - marzo 9, 2007

Muchas gracias por pasarte y poner tanto mimo en mi trabajo. La verdad es que me alegra que lagunos lo veáis como algo útil, aunque no hay servido ni para un mísero 6’5 en la nota de la universidad. Siento por otro lado no poder escribiros mucho ahora, ni aquí ni en vuestros blogs, pero la Semana ESIDE-LETRAS absorbe todo mi tiempo. Hoy cerramos y ya podré empezar a vivir una vida normal.

Enorme, gigante y afectuosísimamente os agradezco vuestra paciencia y fidelidad.😥 Con lágrimas en los ojos os agradezco, Iem, Ukey, Yuhita, Genios del Desbán, Ludovice (que sé que te pasas, aunque no te manifiestes), Iraide y demás pequeñs locos que os dejáis caer por aquí de vez en cuando.

3. Löss d’èl Dhêsbánn - marzo 9, 2007

¿Para qué quieres una vida normal pudiendo llevar una bien rara?

Góu ajéad

4. Closto - marzo 12, 2007

La verdad es que tienes razón. ¿Quién puede querer una vida normal pudiendo llevar una vida rara y diferente? Jeje.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: